Con apoyo del BID blindarán al Tren Maya de amenazas criminales

MILENIO

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) alista un proyecto con los gobiernos federal y locales del sureste del país para blindar el Tren Maya de posibles incursiones del crimen atraídas por el desarrollo económico generado por este megaproyecto emblema de la 4T.

Se trata de una Cooperación Técnica con valor de 150 mil dólares que consiste en fortalecer las capacidades de análisis criminal que permitan al gobierno entender en profundidad y detalle el problema, sus causas y generar opciones para enfrentarlo.

“Este componente va a financiar actividades de asistencia técnica, capacitación y aprendizaje para aplicar el modelo -Fortalecimiento de capacidades orientado por la búsqueda de soluciones- a problemas de seguridad relacionados con los impactos socioeconómicos del Tren Maya y/o del Corredor Interoceánico”.

El proyecto se llevará a cabo a través del Centro Nacional de Información, dependiente del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), con actividades como la implementación de una metodología orientada por soluciones, apoyo para la conformación de un grupo de trabajo intergubernamental para identificar demandas de capacitación en análisis criminal, estrategias policiales y recolección de datos.

Obras del Tren Maya. (Octavio Hoyos)

De acuerdo al documento, la federación ha identificado dos grandes proyectos para apoyar el cierre de las brechas en la región sur-sureste: El Tren Maya (65 mil millones de pesos) y el Corredor Interoceánico (46 mil millones de pesos), a lo que se suman gastos de infraestructura y adecuaciones complementarias por 108 mil millones de pesos, en suma, casi 1 por ciento del Producto Interno Bruto.

“Cualquier iniciativa estratégica de desarrollo productivo inclusivo debe incluir la dimensión de seguridad y justicia para asegurar que los beneficios sean sostenibles y le lleguen a los beneficiarios”.

Como justificación del trabajo, el BID señala que la incidencia del crimen y la violencia imponen altísimas barreras al clima de negocios en México, en particular a los más débiles, las pequeñas y medianas empresas.

Y marca al crimen y la inseguridad como el principal problema de las empresas para hacer negocios en México ya que de 137 países, ocupa el 131 en términos de los costos que el crimen y la violencia generan para hacer negocios con un estimado de 249 mil millones de dólares.

Obras del proyecto más grande de AMLO. (Octavio Hoyos)

​”El alto número de extorsiones a los negocios impactan en particular la competitividad de las pequeñas y medianas empresas que no pueden contratar seguridad privada. Asimismo, el aumento de la incidencia criminal está fuertemente asociado al aumento de la pobreza y la desigualdad. En particular, el crimen y la violencia limitan la capacidad de los jóvenes de adquirir y acumular capital humano, excluyéndolos de actividades productivas”. Dicho proyecto se encuentra en la plataforma del BID desde el 20 de septiembre con el estatus “en preparación”.

Desarrollo productivo

En otro proyecto en la misma región, el BID financiará con 200 mil dólares la promoción del desarrollo productivo vinculando actores relevantes públicos, privados y de la academia para impulsar el crecimiento económico.

“La región del sur-sureste de México se encuentra rezagada en comparación con el resto del país. Durante 2020, la incidencia en pobreza en el sur (67.9 por ciento) y sureste (58.5 por ciento), fue mayor que la del norte (27.1 por ciento), mientras que la productividad laboral en el sur (140.1) y sureste (200.6) fue menor que la del norte (301).

En un primer componente, se llevará a cabo junto con la Secretaría de Economía mapeos de actores, sectores, productos y empresas de la zona para su posible interacción. Además, se identificarán oportunidades para fortalecer la integración de ecosistema empresarial y fomentar temas verdes.

Tren Maya en construcción. (Octavio Hoyos)

En la segunda área de trabajo, se financiarán mecanismos institucionales para implementar procesos de colaboración entre el sector público y privado para atender cuellos de botella en el desarrollo productivo, por ejemplo.

Y es que de 1980 a 2019, el PIB per cápita de la región norte, centro y bajío experimentó un crecimiento acumulado cercano a 34 por ciento, mientras que la del sur fue de aproximadamente 7 por ciento.

https://www.milenio.com/politica/apoyo-bid-blindaran-tren-maya-amenazas-criminales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.