Nueva variante de Covid-19, riesgo latente para las finanzas públicas

BELÉN SALDÍVAR / EL ECONOMISTA

Luego de descubrirse una nueva variante del Covid-19 en los últimos días, Ómicron, con efecto negativo en los mercados mundiales, analistas consideraron que es un riesgo latente tanto para la economía mexicana como para las finanzas públicas ante las medidas que algunos países han empezado a tomar para evitar su propagación.

En este sentido, Janneth Quiroz, dirección de Análisis Económico de Monex, recordó que la pandemia aún es un riesgo no sólo para la economía, sino para las finanzas públicas, y esta nueva variante nos lo ha venido a recordar. Por tanto, apuntó que aunque aún falta una información mayor, esto es un riesgo latente para las finanzas públicas.

“Todavía es muy pronto para determinar cuál va a ser el impacto de la nueva variante; sin embargo, ya tenemos algo de experiencia. Cuando se detectó la variante Delta, en India, los contagios empezaron a aumentar de manera importante alrededor del mundo y ocasionó cierres parciales de la actividad económica, pero no tan severos como los que vimos en el 2020. similar, aunque aún se debe analizar ”, dijo.

El viernes pasado, la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró que la nueva variante, que llamó Ómicron, era preocupante debido a la gran cantidad de mutaciones que presenta, de las cuales algunas sugerencias un mayor riesgo de reinfecciones de Covid-19.

Esta variante, de acuerdo con los primeros reportes, ha incrementado los casos en casi todas las provincias de Sudáfrica, además de que se está propagando una mayor velocidad que brotes previos de Covid.

La noticia infectará rápidamente los mercados mundiales, a la vez que varios países europeos y restricciones de viaje a Sudáfrica, mientras que en países como Bélgica, Hong Kong y Reino Unido ya detectaron sus primeros casos con esta variante.

“Lo anterior eleva el riesgo de que se implementen medidas similares a las del segundo trimestre del 2020, con consecuencias negativas para la actividad económica global. En los próximos días, los mercados se mantendrán atentos a las noticias en torno a esta nueva variante ”, señaló Gabriela Siller, directora de Análisis Económico y Financiero de Banco Base.

Difícil alcanzar estimado de crecimiento
Por su parte James Salazar, subdirector de Análisis Económico de CIBanco, apuntó que la aparición de esta nueva variante podría dificultar la recuperación de la economía mexicana, la cual ya se había visto impactada negativamente ante la tercera ola de contagios en el país, causada por la variante Delta.

“Aunque descartaríamos un escenario como el año pasado de cierres totales, sí va a haber medidas restrictivas de la movilidad y la actividad económica. Eso, por un lado, le va a pagar a la parte de impuestos y, por el otro, a la economía. Por ejemplo, para el 2022 el gobierno tiene una perspectiva de crecimiento de 4.1%, lo cual de por sí ya luce optimista y, con esta variante Ómicron, se vería difícil ”, agregó.

Lo anterior agregó, dificultará las metas de recaudación que tiene el gobierno para el próximo año de poco más de 7.08 billones de pesos, de los cuales 3.9 billones provendrán de los ingresos tributarios, lo cual podría verse complicado ante un menor gasto que pudiera ejercer el consumidor.

“Tenemos un menor ritmo de crecimiento económico, con una menor creación de empleo e inflación alta. En enero podrías tener un escenario complicado de inicio de año para el consumidor común ”.

https://www.eleconomista.com.mx/economia/Nueva-variante-de-Covid-19-riesgo-latente-para-las-finanzas-publicas-20211129-0012.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.