No es necesaria una reforma fiscal, bastaría cobrar a grandes informales: Raquel Buenrostro

EL ECONOMISTA

No necesitamos una reforma fiscal para mejorar significativamente la recaudación, dice Raquel Buenrostro Sánchez, jefa del Servicio de Administración Tributaria (SAT), “si la economía informal es 50%, está claro que hay mucho que se puede hacer sin subir impuestos ni aumentar tasas”. La funcionaria hace una cuenta rápida. En el 2021 la recaudación fue de 3.5 billones. Hay otro tanto que no está pagando impuestos “Creo que el mayor esfuerzo se debe dar en el combate de los grandes informales y la vigilancia de las formas de planeación fiscal más agresivas, en esto es clave la colaboración con otros países. Aprovechar convenios como el FATCA, con Estados Unidos”.

Para el 2022, la meta es aumentar la recaudación 7%…

Es un incremento razonable. Ya estamos cerca del final de la pandemia. Ya pasó el momento de las vacas flacas. Habrá reactivación. La meta de recaudación serían 3.7 billones de pesos, representa un esfuerzo adicional de 200,000 millones de pesos. De ahí, 100,000 millones están vinculados a la implementación del Carta Porte y todo lo que podrá significar en transporte y logística donde mucho está en la informalidad. Vamos por los grandes informales. Los otros 100,000 millones vendrán de diversas fuentes.

Si la economía informal es 50%, está claro que hay mucho que se puede hacer sin subir impuestos ni aumentar tasas”.

Raquel Buenrostro, jefa del SAT.

Con la separación de las aduanas y las medidas de seguridad en las fronteras tendremos una disminución en el contrabando de hidrocarburos. Esto aportaría unos 35,000 millones de pesos. Lo demás viene de la estrategia de los grandes contribuyentes y del fortalecimiento de los mecanismos de intercambio de información con otros países.

Las planeaciones fiscales más agresivas están en las reestructuras de grupos corporativos. Normalmente, involucran partes relacionadas en el extranjero. Nos estamos coordinando mejor con homólogos de otros países, hemos activado auditorías conjuntas para supervisar mejor estas operaciones con partes relacionadas. Con Estados Unidos se da a través del FATCA, pero tenemos convenios con otros 70 países.

Como complemento para el combate de la informalidad, en la miscelánea vienen algunas medidas para facilitar las solicitudes de información adicional a las instituciones financieras, en particular en lo relacionado con operaciones en efectivo. Esto es porque gran parte de lo informal se mueve en efectivo.

¿Por qué es tan importante el Carta Porte?

De toda la mercancía nacional, 80% se mueve en transporte terrestre y 60% de éste es informal. Esto es que 40% de la economía informal se mueve por transporte terrestre. Estamos hablando de transporte que no está registrado ante autoridades federales, muchas veces las placas son falsas y no sabemos que se transporta. Por eso es clave obligar al transporte a acreditar la legal propiedad de la mercancía.

El Carta Porte entra en vigor hasta enero de 2021 como un complemento de la factura. Es la información de la mercancía que se mueve en cualquier servicio de logística. Hicimos algunos ajustes, en normativas. Las reglas no establecían qué hacer en el caso de transporte local, por ejemplo cuando haces tu súper en una tienda para que te lo lleven a tu casa. Aquí no será necesaria. Otro ajuste está en el servicio de mensajería. Las empresas de mensajería no conocen el contenido de lo que está moviendo.

¿Cómo va el combate a la corrupción al interior del SAT?

Llevamos 1,400 denuncias. El 50% son en aduanas, el resto, en el SAT, destacan las principales áreas que tienen contacto con el contribuyente, por ejemplo las áreas de auditoría fiscal y servicios al contribuyente. Hay áreas que hemos tenido que levantar completas, desafortunadamente, como el padrón de importadores y exportadores salieron todas las personas. Se tuvo que hacer otra vez el sistema. Falta mucho por hacer…

Es clave el fortalecimiento de los sistemas. Entre menos participación humana en muchos proceso, hay menos tentaciones. Estamos reestructurando los sistemas, poniendo mayores medidas de seguridad y mejorando el registro de operaciones de informática. Por ejemplo, en el sistema de citas, detectamos que los servidores públicos se empezaron a coludir con empresas que estaban vendiendo citas, pero al principio no podíamos identificar a los funcionarios que estaban coludidos, porque no había bitácoras.

https://www.eleconomista.com.mx/economia/No-es-necesaria-una-reforma-fiscal-bastaria-cobrar-a-grandes-informales-20210913-0009.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.