Debate salva de su extinción al Fonden

ELISA DOMÍNGUEZ HERNÁNDEZ / LA CRÓNICA DE HOY

Luego de casi tres horas de análisis sobre las repercusiones sociales y económicas que causaría la extinción del Fondo para la Atención de Emergencias (Fonden), así como del Fondo para la Prevención de Desastres Naturales (Fopreden), Mario Delgado, presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados y líder de los legisladores de Morena, admitió que ambos fideicomisos no deben ­desaparecer, pero sí deben fortalecerse los mecanismos de control en la asignación de los recursos y su transparencia.

Durante el Parlamento Abierto, expertos, autoridades de la administración pública federal, gobernadores y diputados coincidieron más en los daños que conllevaría desaparecer el Fonden que en los supuestos beneficios de hacerlo a través de la iniciativa presentada por Dolores Padierna, a nombre de la bancada de Morena.

Por el Instituto Nacional de Geografía de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), la doctora Naxhelli Ruiz Rivera señaló que el Fonden no se puede ­reemplazar por una política directa de apoyos a la población, pues es responsabilidad de Estado tener instrumentos que salvaguarden los bienes de la ciudadanía.

Se pronunció por mejorar el trabajo con el Comité de Daños para fortalecer la fiscalización de recursos públicos destinados al Fonden, pues recordó que México fue un país punto de lanza ante la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) por el lanzamiento de su política en la gestión del financiamiento contra los desastre provocados por fenómenos naturales (sismos y huracanes, entre muchos más).

Indicó que la importancia de este fondo permitió que los recursos se elevaran de 180 millones de pesos a 647 millones de pesos para este año.

Ruiz Rivera dijo señaló que la extinción del Fonden representaría violaciones a garantías individuales de las víctimas de desastres. “La extinción no es opción. Sin Fonden hay mayor desastre”.

Durante el debate, a favor de mantener este fideicomiso, se recordó que 40 por ciento del territorio nacional es susceptible a ser golpeado por diferentes fenómenos que ocurren durante el año, además de que México es un país con constante actividad sísmica, por lo que 25 por ciento de la población vive en constante amenaza.

También a favor, Alejandra D’Hyver, de Oxfam-México puntualizó que los costos de desaparecer el Fonden serán muy altos. Por principio, dijo, se vulneran derechos humanos y se corre el riesgo de olvidar la inversión en hospitales, carreteras, red hídrica y otros rubros.

Advirtió que durante los fenómenos catastróficos se recrudece la violencia doméstica, se eleva la deserción escolar o el abandono del empleo por la necesidad de tener que cuidar a otras personas que hayan sido lesionadas cómo consecuencia de estos desastres, incluso aumentan las cifras de inseguridad.

Pidió a los legisladores que se revisen los esquemas de fiscalización y rendición de cuentas del dinero público destinado a apoyar a las poblaciones.

Por el PAN, Patricia Terrazas dijo que la eliminación de estos fideicomisos representan “un ataque directo a la ciudadanía”. En tanto, Juan Carlos Romero Hicks expresó su rechazo a la presentación de la propuesta.

En tanto, David Colmenares, auditor superior, y Jorge Salcedo, subsecretario del Combate a la Corrupción de la Secretaría de la Función Pública, estimaron que la iniciativa —presentada el pasado 20 de mayo— que propone modificar 14 leyes para 44 fideicomisos es una oportunidad para revisar reglas de operación y fortalecer los instrumentos a favor de la transparencia.

Luego de escuchar a los invitados al análisis, Nancy Reséndiz, presidenta de la Comisión de Protección Civil en San Lázaro, indicó que una vez que el Pleno de la Cámara baja vuelva a sesionar —quizá en septiembre— se subirá a tribuna el dictamen en el que estipule la transformación del Fopreden, para que municipios accedan a recursos de apoyo ante desastres sin tener que pasar por la mediación de los gobiernos estatales para que se les facilite la utilización del recurso público en favor de víctimas.

David León Romero, coordinador nacional del Sistema Nacional de Protección Civil, indicó que el Fonden ha sido modelo para otros países, como Chile y Costa Rica, para atender sus propias realidades en materia de desastres.

En 2019, hubo 117 deslizamientos de laderas, cerca de 900 inundaciones, alrededor de siete mil 400 incendios —más de 600 hectáreas siniestradas— y 26 mil 400 sismos, el de mayor magnitud de 5.6 grados en el sur del país.

“Por ello, la austeridad y combate a la corrupción son argumentos implacables para fortalecer los instrumentos de operación”, dijo León Romero.

Mario Delgado reiteró que era necesario abrir el debate para analizar qué fideicomisos deben repensarse, los creados por ley, para eliminar los cotos de poder.

Celebró los argumentos contundentes para no desaparecer el Fonden.

https://www.cronica.com.mx/notas-coinciden_legisladores_en_no_desaparecer_el_fonden-1154988-2020

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.