Invertirá el Insabi $6,500 millones en obras

ÁNGELES CRUZ MARTÍNEZ / LA JORNADA

El Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) invertirá 6 mil 500 millones de pesos en obras y equipamiento de institutos nacionales de salud y hospitales de alta especialidad, informó Marco Vinicio Gallardo Enríquez, titular de la Unidad de Administración y Finanzas de la Secretaría de Salud (Ssa).

De acuerdo con información oficial, en varios nosocomios se trata de trabajos que se quedaron abandonados desde gobiernos anteriores, como en los institutos nacionales de Pediatría y de Perinatología, que llevan detenidos siete y 12 años, respectivamente.

Aparte están las 327 obras en diferentes estados de la República que también permanecían sin concluir al inicio de la actual administración, de las cuales ya se encuentran en funcionamiento 153, comentó Juan Antonio Ferrer, director del Insabi.

En entrevista, el funcionario explicó que dentro del nuevo plan de salud que encabeza IMSS-Bienestar, el Insabi mantiene la responsabilidad de habilitar la infraestructura y el equipamiento de las unidades médicas. También contratar y capacitar al personal médico y de enfermería, que prestará sus servicios en beneficio de pacientes sin acceso a la seguridad social en el país.

Al respecto, Gallardo Enríquez comentó que la inversión de 6 mil 500 millones de pesos para el último trienio de la actual administración provendrá del Fondo de Salud para el Bienestar (Fonsabi, antes Fondo de Protección contra Gastos Catastróficos).

Recordó que, con el presupuesto asignado por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público a este mecanismo administrado por el Insabi, también se pagan los tratamientos de enfermedades de alto costo, se compran medicinas, vacunas e insumos para covid-19.

Sobre el plan de infraestructura previsto para servicios de alta especialidad, los datos recabados por este diario indican que además de mejorar la oferta del tercer nivel para pacientes sin seguridad social, el objetivo es no dejar obras inconclusas, situación en la que también está el Hospital General Manuel Gea González, cuya torre de hospitalización resultó dañada por los sismos de 2017.

En el Hospital General de México se construirá una nueva área de urgencias y se rehabilitará el edificio de radioterapia, mientras en el Instituto Nacional de Neurología y Neurocirugía se ampliará el espacio de urgencias, los quirófanos y la terapia intermedia.

En el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (Iner) se contempla ampliar el Centro de Investigación de Enfermedades Infecciosas con un laboratorio de virus emergentes, así como el Departamento de Patología.

También está incluido el proyecto para mejorar las unidades de urgencias e intervencionismo del Instituto Nacional de Cardiología.

La sustitución de la torre de hospitalización del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zubirán es la más avanzada. Se prevé su inauguración este año.

https://www.jornada.com.mx/2022/07/25/politica/003n3pol

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.