A hogares más ricos van 80% de las deducciones personales de ISR

BELÉN SALDÍVAR / EL ECONOMISTA

En México, ocho de cada 10 pesos son deducidos, por concepto de ISR, por los hogares de mayores ingresos, que se ubican en el decil X, de acuerdo con la información de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

En el documento de “Renuncias Recaudatorias 2022”, se observa que, dependiendo de la deducción personal que realicen estos contribuyentes, en promedio, el decil X concentra 80.1% de las deducciones que los causantes pueden realizar para su declaración anual.

“El beneficio que representan las deducciones personales se concentra en los contribuyentes de mayor capacidad económica. De acuerdo con las estadísticas de las declaraciones anuales de personas físicas, para el ejercicio fiscal 2019, los contribuyentes ubicados en el decil X de ingresos concentraron 80.1% del total de deducciones personales, mientras que aquellos del primer decil sólo representan 0.1% del monto total deducido”, señaló la SHCP.

Hacienda explicó que lo anterior se da por dos factores. Primero, la concentración de los gastos deducibles entre las personas de mayores ingresos y, segundo, porque son las familias más ricas las que tienen mayor interés en presentar su declaración anual. Los contribuyentes con menores ingresos no están obligados a presentar la declaración.

Donaciones y transporte escolar

El porcentaje de concentración varía dependiendo la deducción; sin embargo, en las 10 deducciones personales que tienen derecho los contribuyentes para su declaración, la concentración, en mayor medida, se da en el decil X.

Por ejemplo, es en la parte de donativos en donde las familias más ricas de México absorben casi la totalidad de las deducciones, con 96.17 por ciento. Le sigue la deducción por los gastos efectuados por la transportación escolar con 94.37% del total.

En contraste, de 100 pesos que son deducidos por donativos, apenas 0.13 pesos se efectúan por el decil I, mientras que en el caso de la transportación escolar las familias de menores ingresos no reciben ningún beneficio fiscal.

Otros conceptos que el primer decil no deduce son las aportaciones voluntarias al SAR, los intereses reales de créditos hipotecarios, gastos hospitalarios, así como los honorarios médicos, dentales o de enfermería.

En el caso de gastos funerarios y de primas de seguros de gastos médicos, representan apenas 0.01% de lo que se deduce, mientras que por el concepto de cuentas especiales para el ahorro representan 0.17 por ciento.

Deducen hasta 136 veces más

Otro dato que mostró la SHCP es que los contribuyentes de mayores ingresos deducen hasta 136 veces más que los causantes que se encuentran en el decil I e, incluso, tienen margen para deducir aún más.

“En promedio, el monto de la deducción aplicada del primer decil es proporcionalmente alto respecto de su límite. Dicha proporción decrece conforme se incrementa el nivel de ingresos. Así, se puede observar que los contribuyentes de menores ingresos tienen una mayor restricción al momento de aplicar sus deducciones personales, ya que el factor vinculante de su límite global es el ingreso”, explicó.

En este sentido, el monto promedio deducido por el decil I es de 316.3 pesos, con un límite de hasta 336 pesos. En tanto, en el decil X el monto promedio deducido fue de 43,098 pesos; sin embargo, el límite es de 147,014 pesos.

https://www.eleconomista.com.mx/sectorfinanciero/A-hogares-mas-ricos-van-80-de-las-deducciones-personales-de-ISR-20220712-0107.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.