Sergio y Elena, los médicos que participan en ensayo de vacuna anticovid de CanSino

MILENIO

Sergio y Elena son médicos mexicanos que ahora forman parte de los 40 mil voluntarios que participan en la fase 3 del estudio clínico internacional de la vacuna candidata China (AD5-NCOV) que pretende generar anticuerpos neutralizantes contra el virus SARS-CoV-2.

CanSino Biologics y el Instituto de Biotecnología de Beijing aplicarán a 15 mil voluntarios mexicanos de 15 estados del país, la vacuna o bien placebo, a través de 20 centros de investigación privados, aunque en la Ciudad de México también participará el Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición “Salvador Zubirán”.

Se trata del 37 por ciento del total de 40 mil voluntarios que requiere el estudio para evaluar la eficacia, seguridad e inmunogenicidad del adenovirus tipo 5 entre adultos de 18 años de Pakistán, Arabia Saudita, Rusia, Chile y Argentina. En tanto, Canadá analizará los anticuerpos generados mediante las tomas de sangre.

“Sergio, antes de aplicarte la vacuna, vamos a tomar 25 mililitros de sangre para medir tus anticuerpos basales y posterior a la vacunación, justo al año, vamos a tomar otros 25 mil para analizar tus anticuerpos y saber si son protectores contra la enfermedad”, explicó Jorge Vázquez Narváez, encargado de la investigación en Morelia, Michoacán.

MILENIO estuvo presente en el proceso de vacunación de Sergio, quien una vez que calificó como candidato debió leer alrededor de 14 cuartillas del consentimiento informado, pasar por revisión médica y descartar VIH. Luego de firmar, se le abrió un expediente clínico y le tomaron 25 milímetros de sangre en tubos de ensayo que se enviarán a Canadá.

La enfermera Eloísa Martínez sacó de un refrigerador especial la vacuna con o sin la sustancia activa, eso lo desconoce hasta el mismo investigador, y de inmediato aplicó la dosis en el hombro del brazo (deltoides) no dominante. “Un piquetito. ¡Listo!”, expresó la enfermera que recomendó a Sergio aguardar media hora en la sala de espera en caso de presentar alguna reacción alérgica, mareo o cualquier situación inesperada en ese instante.

Mientras tanto, Elena lee a detalle el consentimiento informado donde se le indica que para participar en el estudio clínico debe abstenerse, después de la vacunación, de tener relaciones sexuales durante 90 días, de donar sangre y debe usar un método anticonceptivo entre parejas heterosexuales y excluye a las parejas fértiles del mismo sexo.

“Apretando su brazo, voy a descubrir un poquito. Un piquetito y eso sería todo”, informó a Elena la enfermera Eloísa Martínez. Sergio, de 56 años de edad, explicó que decidió participar para contribuir con este proyecto científico que involucra a investigadores mexicanos calificados.

“Es mi forma de cooperar con un granito de arena a un proyecto muy serio, responsable y ético que ayudará a muchas personas en un futuro no muy lejano”, dijo. “Tengo amigos muy cercanos que están hospitalizados, graves, por covid-19. Imposible no solidarizarse”, aclaró Sergio quien carece de factores de riesgo y fue clasificado como sano.

 

https://www.milenio.com/ciencia-y-salud/vacuna-anticovid-cansino-medicos-participan-pruebas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.