Deslinda Sheinbaum a su administración del cateo en Calero 7

ELBA MÓNICA BRAVO Y ALEJANDRO CRUZ FLORES / LA JORNADA

La jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo, deslindó a su administración del cateo realizado la noche del miércoles en un domicilio de la colonia San Ángel Inn, en Álvaro Obregón.

Es un asunto federal, precisó la titular del Ejecutivo local al ser interrogada respecto del operativo realizado por elementos de la Fiscalía General de la República (FGR).

La acción policiaca se realizó en un inmueble ubicado en la calle Calero número 7, propiedad de una persona identificada como Carlos Jiménez Rodríguez, y presuntamente en el lugar buscaban armas, sin que hallaran indicios.

El cateo se prolongó más de cuatro horas en el domicilio de Jiménez Rodríguez, yerno de Luis Serna, ex secretario particular del ex jefe de Gobierno capitalino Miguel Ángel Mancera, sin que el inmueble fuera asegurado.

El abogado de Luis Serna, Esteban Arcos, dijo desconocer el motivo del cateo que realizaron los agentes federales adscritos a la delegación metropolitana de la FGR ubicada en Miguel Hidalgo; sin embargo, adelantó que prepara la acción jurídica a seguir, la cual se dará a conocer la próxima semana en un pronunciamiento de la familia Serna.

Entrevistado al término del cateo que se inició alrededor de las 19 horas y concluyó en punto de las 23:18, señaló que “el señor Luis Serna, que es mi cliente, me dijo: Por favor, asiste. Está mi hija, mis nietos, no sé que pasa, desconozco.

Los agentes, que vestían uniformes con camisas en las que se leía Agencia de Investigación Criminal, no le permitieron el acceso al abogado de Serna; tampoco le mostraron ningún documento ni dieron detalles de los objetos o documentos buscados.

La defensa legal de Serna indicó que durante el cateo permanecieron en el domicilio Jiménez Rodríguez, su esposa y sus dos hijos menores de edad.

Cuatro camionetas sin logotipos se estacionaron afuera de Calero 7, dos fueron atravesadas para obstaculizar el tránsito vehicular de cada uno de los extremos de las calles Reyna y Arturo; además, tres camioneta no tenían placas y una llevaba matrícula del estado de México.

Si bien el cateo fue por un mandamiento federal, policías capitalinos llegaron a Calero 7 para atender una llamada de emergencia que recibieron por robo a casa habitación en proceso.

De acuerdo con los primeros reportes policiacos, los agentes federales indicaron que se trataba de una diligencia de la FGR en contra del C. Luis Serna, por lo que los policías locales se retiraron.

https://www.jornada.com.mx/2020/10/23/capital/030n1cap

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.