Elección en Estados Unidos: 5 puntos a considerar para ver el primer debate presidencial entre Trump y Biden

REDACCIÓN / EL ECONOMISTA

El presidente Donald Trump y el exvicepresidente Joe Biden se enfrentarán este martes 29 de septiembre en su primer debate presidencial previo a las elecciones presidenciales de noviembre.

Este primer encuentro entre el republicano y el demócrata se realizará en el Case Western Reserve University, en Cleveland, Ohio a las 21:00 horas, tiempo del Este de Estados Unidos (20:00 tiempo de CDMX) y tendrá una duración de 90 minutos. El moderador será el periodista de Fox News Sunday, Chris Wallace y el formato está conformado por seis segmentos de 15 minutos.

El debate presidencial será transmitido en vivo por las principales cadenas de noticias de televisión por cable estadounidenses, además de diversos servicios de streaming, y en sitios web de noticias como El Economista.

A cinco semanas de las elecciones generales del 3 de noviembre, hay mucho en juego.

La pandemia de Covid-19, el libre comercio, China, el pago de impuestos, el muro en la frontera sur y la migración serán algunos de los temas que se espera que protagonicen la discusión que ha despertado gran interés a nivel mundial. Además de la posibilidad de conocer la postura de ambos candidatos presidenciales sobre la relación bilateral entre Estados Unidos y México.

A continuación, cinco aspectos a los que habrá que tomar en cuenta durante los 90 minutos del debate que se celebrará en Cleveland, Ohio:

Puntos de tensión
El enfrentamiento televisado y transmitido por streaming en redes sociales llega en un momento en el que Donald Trump se enfrenta a preguntas persistentes, basadas en sus declaraciones sobre el amaño de elecciones o sobre si aceptará o no los resultados en caso de que resulte perdedor.

Con millones de personas en casa viéndolo, ¿cómo responderá si Biden lo empuja a comprometerse con una transferencia de poderes pacífica?

Ambos candidatos también se pelearán por la nominación de Trump de Amy Coney Barrett a jueza del Tribunal Supremo de los Estados Unidos. Trump está usando su candidatura para reunir a su base de votantes conservadores y distraer a las masas de su gestión del coronavirus y otros asuntos, mientras que Biden está advirtiendo sobre las amenazas para la atención sanitaria y el derecho al aborto.

El momento Biden
Para Biden, el debate servirá como una especie de reintroducción. Aunque ha celebrado eventos limitados en algunos Estados y concedido entrevistas a los medios de comunicación, la pandemia de coronavirus lo ha dejado fuera de escena durante meses.

Esto ha permitido a Biden mantener el foco donde él desea: en Trump y su desempeño en el cargo de presidente. Pero este martes, el candidato demócrata tendrá que labrarse sus propios argumentos para hacerse con la presidencia, mientras da respuestas concisas y evita algunos de los percances verbales que lo han perseguido a lo largo de su carrera política.

Con Biden liderando en las encuestas, un fuerte resultado tras el debate podría poner a Trump contra las cuerdas. Pero uno débil podría reconfigurar la carrera hacia la presidencia.

Responsabilidades
Cuando tiene enfrente asuntos como las alarmantes estadísticas sobre el coronavirus o los disturbios en las calles, Trump se apresura a culpar a los representantes demócratas, activistas y científicos -cualquiera menos él. Uno de los objetivos de Biden será asegurarse de que el público entienda que Trump es el responsable.

Trump podría sacar ventaja de su administración, como a menudo trata de hacer con la economía. A los votantes les gusta ver a un presidente asumir la responsabilidad, para lo bueno y lo malo.

John Geer, un experto en la opinión de los votantes de la Universidad de Vanderbilt, se pregunta si Trump reaccionará mal a las preguntas agudas o poco amistosas del moderador Chris Wallace de Fox News. “¿Tendrá Trump dificultades para contestar a preguntas que no sean fáciles de responder?, dijo Geer.

Tergiversando la verdad
El intento de señalar constantemente la verdad frente a Trump podría convertir a Biden en un verificador de datos en tiempo real, posiblemente en detrimento del demócrata.

“Es un gran error tratar de hacer eso”, dijo Aaron Kall, el director de debate de la Universidad de Michigan. “Tienes que concentrarte en tu propia agenda.”

Caer en provocaciones
Biden ha mostrado su preocupación en voz alta por reaccionar a la propensión de los ataques “ad hóminem” de Trump. En la campaña, el exvicepresidente ha mostrado a veces destellos de temperamento.

El domingo, Trump llegó a sugerir en un tuit que Biden tomará drogas para mejorar su rendimiento durante el debate, indicando que tal vez hay poco que no hará o dirá para poner nervioso a Biden e interrumpir el encuentro.

Las encuestas muestran que el frecuente cuestionamiento de Trump sobre la salud mental de Biden, de 77 años de edad, ha calado en algunos votantes. El equipo de Trump buscará momentos en los que Biden parezca estar nervioso o inseguro para hacerle explotar como un video viral.

“Si el presidente miente, llámalo mentira. Si ataca a Biden personalmente, simplemente encoge los hombros y no lo tomes como algo personal”, dijo Geer. “Biden necesita seguir siendo presidencial y duro, incluso si le salpica algo de barro en la chaqueta de su traje”.

Los próximos debates
El segundo debate presidencial se realizará el jueves 15 de octubre, en el Adrienne Arsht Center for the Performing Arts, en Miami, Florida a las 21:00 horas tiempo del este de Estados Unidos y será moderado por el editor de C-SPAN, Steve Scully.

El tercer y último enfrentamiento será el jueves 22 de octubre en la Universidad de Belmont, en Nashville, Tennesse, en el mismo horario, con duración de hora y media. La corresponsal de NBC News, Kristen Welker, será la encargada de moderarlo.

https://www.eleconomista.com.mx/internacionales/Eleccion-en-Estados-Unidos-5-puntos-a-considerar-para-ver-el-primer-debate-presidencial-entre-Trump-y-Biden-20200928-0144.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.