Columnas de opinión: 08 de junio de 2020

LA CRÓNICA DE HOY

PEPE GRILLO

García Harfuch no cayó

¿Quién lo diría?

En una de las oficinas más cercanas a Claudia Sheinbaum no se aguantaron las ganas de darle un empujoncito a García Harfuch cuando pensaban que se iba a caer.

Y pues resulta que no se cayó.

Lo peor del caso en la mala lectura del affaire Melanie que hicieron ciertos estrategas del gobierno capitalino.

Confundieron la petición del jefe Harfuch de no satanizar a todos los policías capitalinos con un distanciamiento ( que no existe) con la doctora Sheinbaum.

La versión de Landau

El embajador de Estados Unidos, Christopher Landau, no es de los diplomáticos que se guardan sus opiniones y después mandan una nota acomedida por los canales formales.

Nada de eso. Él tiene Twitter y lo usa con intensidad.

Escribió: “Mi profundo agradecimiento a la policía de la CDMX por la protección brindada cuando una banda de anarquistas violentos atacó nuestra sede diplomática con cocteles molotov y piedras. La policía demostró valor y profesionalismo ante los delincuentes.”

Landau lo subió a sus redes mientras en algunas oficinas del Palacio del Ayuntamiento se hablaba de quitar al jefe de la policía capitalina.

Seguramente varias personas leyeron el mensaje, tomaron nota, y le dieron otra pensadita a la propuesta esa de hacer cambios, pues tal vez no es el mejor momento.

El polarizador

El presidente López Obrador es perseverante, incluso en el error.

Su empeño en dividir al país preocupa y desconcierta, sobre todo en tiempos en los que muchos políticos de la 4T se llenan la boca hablando de la unidad nacional para enfrentar los retos sanitarios y económicos que nos acechan.

El presidente sigue en lo suyo. Lo de la unidad le incomoda. Le encantan las etiquetas. Los ciudadanos mexicanos son liberales o conservadores o no son.

Además, cual cadenero, se reserva el derecho de admisión al lado de los liberales que es su coto, a pesar de que él es también presidente de los mexicanos conservadores, ¿o no?

Sostiene que los mexicanos que no lo apoyan son partidarios del régimen de corrupción y privilegios. Una reducción al absurdo político.

El mandatario plantea el conflicto entre mexicanos con la confianza de encabezar la fracción más numerosa y tener más poder. La polarización como estilo personal de gobernar.

Menos de un año

Estamos a menos de un año de la elección más grande de la historia del país. 95 millones de ciudadanos estarán convocados para acudir a las urnas en 166 mil casillas.

El resultado dibujará un nuevo mapa político ya que además de la renovación de la Cámara de Diputados se votará por 15 nuevos gobernadores y miles de cargos locales.

El presidente consejero del INE, Lorenzo Córdova, envió un mensaje para recordar la efeméride y para lamentar que la Cámara de Diputados no haya hecho su trabajo y tenga que ser el INE, que de por sí tiene mucho trabajo, el que reglamente la reelección de diputados.

La lucha política para esos comicios ya comenzó y el país tiene un horizonte plagado de sobresaltos.

LA CRÓNICA DE HOY

EL CRISTALAZO

RAFAEL CARDONA

La convocatoria presidencial

Impulsado por el enojo ante una crítica en el fondo sin importancia (una opinión de Enrique Krauze en favor de Enrique Alfaro, gobernador de Jalisco), encendido y desafiante, el Señor Presidente ha mostrado el maniqueísmo como estructura de su gobierno: todo pensamiento divergente del suyo ha quedado oficialmente proscrito.
Si la penosa frase sobre la oposición moralmente derrotada ya era para preocupar, esta declaración con la cara pintada, el cuchillo en los dientes y los atabales a todo estruendo, consterna.

“…que se definan, nada de medias tintas, que cada quien se ubique en el lugar que corresponde, no es tiempo de simulaciones o somos conservadores o somos liberales, no hay medias tintas.

“Lo que decía Ocampo, ese gran liberal Melchor Ocampo, aplica ahora, decía: ‘Los liberales moderados no son más que conservadores más despiertos’, es decir, no hay para donde hacerse, o se está por la transformación o se está en contra de la transformación del país, se está por la honestidad y por limpiar a México de corrupción o se apuesta a que se mantengan los privilegios de unos cuantos a costa del sometimiento y del empobrecimiento de la mayoría de los mexicanos.

“Es tiempo de definiciones”.

Pero el tiempo de definiciones también acarrea un tiempo de exclusiones (el siguiente paso es la persecución), y de acuerdo con la Constitución de este país (texto cada día más inútil por sus frecuentes distorsiones y cambios, pero vigente al fin y al cabo), el gobierno es nacional. No es legal el anatema a las minorías, por pequeñas como estas sean.

Tomar como ejemplo a Melchor Ocampo, es olvidar el triste papel de este michoacano ( y hasta de su jefe, Benito Juárez), en el tratado con Mc Lane, en la más vergonzosa cesión de soberanía registrada en nuestra historia con los Estados Unidos, cuya ratificación jamás se logró ni aquí ni allá. Pero se firmó.

Y ya ni hablar del pobre concepto intelectual de don MO en cuanto a la mujer expresado en su ridícula y longeva epístola conyugal. Pero cada quien sus héroes.

Krauze ha exagerado al comparar al gobernador Alfaro con Mariano Otero (este no tenía poder alguno; era un diputado de 25 años aquel 11 de octubre de 1842). Ese gran tribuno, entre otras cosas, fue un promotor del acuerdo, como base de la unidad nacional.

Y su célebre discurso (seis horas continuas), se basa en una simple idea:

“… nuestra verdadera dificultad está en fijar los limites del poder general y del poder que se deje a cada sección de la república para sus necesidades interiores. Todo lo demás (el federalismo) de aquí´ dimana…”

Hoy el “poder general (la Presidencia nacional), gobierna sin y a veces en contra de quienes no respaldan sus proyectos y hasta supersticiones y caprichos ( no mentir ni engañar impide el coronavirus).

Los ciudadanos tienen el derecho de manifestarse contra el gobierno, pero el gobierno no tiene derecho de oponerse a los ciudadanos.

Pero el Presidente no tiene pudor en trazar una línea: de aquí para acá; conmigo. De aquí para allá, en mi contra.

Y esa división nacional o polarización como se le llama con un sentido más o menos eufónico, ya se nos ofrece como ideología, abierta y francamente, en el peor de los momentos: la vida nacional se ha dificultado por el distanciamiento y la clausura de muchos servicios y comercios; se ha empobrecido por la pérdida de millones de empleos y ahora se ha envilecido con las hordas anarquistas cuya paternidad muchos suponen pero nadie puede probar.

Tenemos además una ominosa perspectiva en cuanto a las posibles defunciones por la epidemia. Ya ronda los 40 mil difuntos, en medio del imaginario discurso de la doma del virus.

Por si fuera poco vivimos en el desempleo, la reclusión, la depresión, el hastío; los combates políticos y las incursiones del terrorismo anarquista de oscuro patrocinio; la confusión sanitaria, la saturación hospitalaria, la incordia y la plaga incontrolable con los crematorios encendidos a mañana, tarde y noche.

Pero en lugar de atender lo vital correctamente, el gobierno se enfrasca en una discusión anacrónica entre conservadores y liberales, como si el tiempo no hubieran pasado.

Terminaba Otero:

“…veo que hasta cierto punto se quiere desacreditar a la causa por sus defensores, y continuando en vindicarla de los sofismas con que se les ataca diré´ que ni veo tampoco con qué razón puede temerse que los estados no crezcan ni prosperen…”

LA RAZÓN DE MÉXICO

ROZONES

¿Procuraduría de los Pobres?

Con la novedad de que de prosperar el proyecto de “renovación”, —ése fue el verbo empleado por la ombusdperson— la CNDH se convertiría en una especie de “Procuraduría de los Pobres”, institución promovida por Ponciano Arriaga y creada en 1847 en el Congreso de San Luis Potosí. El propósito de aquella institución era, según definió Piedra Ibarra, “defender a las clases sociales más vulnerables ante los abusos, excesos, agravios, vejación y maltratos cometidos por alguna autoridad”. Así que de inmediato surgieron dudas de si con la nueva institución podrían quedar en el desamparo las víctimas de violaciones a sus garantías individuales que no padezcan algún tipo de carencia. Nos comentan que no deja de llamar la atención que Rosario Piedra se haga presente con esta propuesta cuando de lo que más se habla en estos días es de los abusos policiacos, asuntos respecto de los cuales no ha sido hasta ahora protagonista.

• PULSO ELECTORAL EN ZACATECAS
Circula por estos días entre políticos y medios en Zacatecas la más reciente encuesta de la casa Comunicación Política en materia de preferencias, en la cual el actual coordinador nacional de Ganadería de la Sader, David Monreal, figura en un primer lugar con 35.5 por ciento, rumbo a las elecciones para gobernador que tendrán lugar el año entrante. El morenista trae una ventaja de dos a uno respecto a quien pudiera ser su competidor más próximo, el priista Fito Bonilla, quien apenas alcanza 17.14 por ciento, y en tercer lugar aparece el panista Marco Flores, con 10.50 por ciento. En esa entidad se tiene previsto iniciar el proceso electoral el próximo mes de septiembre, pero nos hacen ver que el de las contiendas electorales será uno de los sectores con más rápida aceleración conforme se vaya dando la reactivación.

• UN LLAMADO A NO POLARIZAR
Nos comentan que en estos días de furia y de convocatorias abiertas y veladas a la polarización, entre las voces sensatas que han exhortado a la calma y a la unidad hay que incluir la del vicecoordinador del PRI en el Senado, Manuel Añorve. “No son tiempos de polarizar, no son tiempos de los fifís contra los chairos, no son tiempos de estar en un tema de confrontación, ni siquiera tiempos electorales. Son tiempos de la unidad nacional”, comentó el guerrerense, para quien los momentos actuales llaman a la suma para hacer frente a la hecatombe económica que está causando la pandemia. En esa frecuencia el legislador tricolor anticipó la disposición de su partido de apoyar el paquete de reformas para el T-MEC para no dejar en desventaja al sector empresarial nacional con la cada vez más próxima entrada en vigor del tratado comercial.

• ¿APAGÓN DE BOLSONARO?, AQUÍ NO
Nos dicen que los números oficiales sobre contagios y decesos causados por la pandemia del Covid-19 se están convirtiendo en algo verdaderamente incómodo para algunos políticos, tanto, que ya tomaron la decisión de no publicarlos. Es el caso del presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, quien consideró que la cifra de casos acumulados “no retrata el momento del país”, así que ordenó cerrarlos todos y sólo permitir que se conozcan los casos de las últimas 24 horas. La decisión por supuesto ha sido severamente criticada por su autoritarismo, tanto como las acciones y decisiones con las que ha saboteado las medidas sanitarias de mitigación y contención. El país sudamericano es ya el segundo lugar en materia de contagios a nivel mundial, sólo por debajo de Estados Unidos, y el tercero en decesos. Afortunadamente aquí, los datos son públicos y así se mantendrán.

• GIRAS DE AMLO Y GOBERNADORES
Así que para un grupo de al menos ocho gobernadores el tema de una reunión con el Presidente sigue siendo un pendiente, tanto que en sus acuerdos del viernes volvieron a solicitárselo. Un punto de vista distinto tienen en la Secretaría de Gobernación, a cargo de Olga Sánchez Cordero, quien rechazó que el Ejecutivo federal se niegue a dialogar con los mandatarios estatales. El argumento de la funcionaria es que en su gira por el sureste lo hizo ya con cinco, a quienes se agregarán los del centro del país: San Luis Potosí, Zacatecas, Guanajuato, Querétaro y Aguascalientes; los del noreste: Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas, y los del nororiente: Baja California, Baja California Sur, Durango, Sinaloa y Sonora. A muchos se les va a hacer lo del encuentro porque en total serán 18. Y otros tendrán que esperar un poquito más. ¿Quiénes? Los del Occidente del país.

• INICIATIVA DEL IVA, ¿VA O IBA?
Nos comentan que hasta el momento, no se le ve mucho futuro a la interesante iniciativa que prepara el senador de Morena, Eduardo Ramírez, para bajar el IVA del 16 a 10 por ciento por un periodo de seis meses con el objetivo de reactivar la economía de las MiPymes. Y eso se presupone porque tiene que pasar por varios filtros de aprobación, el más difícil, el de la Secretaría de Hacienda, a cargo de Arturo Herrera. Nos hacen ver que en cambio un filtro que se considera prácticamente superado es el del propio Senado, así que habrá que esperar a que el chiapaneco la inscriba en la sesión de la Permanente del próximo miércoles 10 de junio… Ah, siempre y cuando no se la tire este lunes el Presidente Andrés Manuel López Obrador.

LA RAZÓN DE MÉXICO

QUEBRADERO

JAVIER SOLÓRZANO

Fue Giovanni y pudo ser cualquiera

El gobernador de Jalisco se apresuró en su diagnóstico. Puede tener o no razón, pero lo cierto es que sólo ofreció especulaciones que igual pueden ser ciertas o no, lo que no presentó fueron elementos concretos para sustentar sus dichos.

El asesinato de Giovanni López desde donde se vea es un hecho que obliga a una firme acción de la justicia. No queda claro por qué un hecho acaecido el 4 de mayo hasta ahora ha adquirido tan justificada notoriedad. Más allá de que alguien lo haya metido en el imaginario colectivo, intenciones aparte, es evidente que estamos ante un hecho que muestra de nuevo la actuación de muchos de los cuerpos policiacos.

El señalamiento de que en “los sótanos del poder” se fraguó la estrategia de los actos violentos del jueves en Guadalajara es una afirmación extremadamente audaz que no sólo encierra acusaciones directas, también se agita aún más la relación entre el gobernador y el Gobierno federal, también y como andan las cosas de polarizadas la declaración se vuelve multiusos para los fervorosos del Presidente y para quienes lo tienen en la mira.

López Obrador planteó con razón que el gobernador debe presentar pruebas de sus dichos, lo que de alguna manera llevó a atemperar las declaraciones originales.

En lo que no hay duda es que es definitivo que los policías del país están bajo sistemático cuestionamiento, invariablemente están en la mira junto con la estructura en la cual están insertos. No estamos hablando de algo nuevo que nos pueda sorprender, es un común denominador también en muchos países.

El asesinato de George Floyd a manos de la policía en Minneapolis ratifica el gran problema que provocan las policías, incluso en sociedades como la estadounidense en donde padecen cotidianamente la violencia policiaca, lo cual coloca a sus ciudadanos bajo una relación de respeto e interminable temor.

Se podría decir que también en estas lides tenemos sincronías con EU. Una de las grandes diferencias está en el racismo que permea entre los policías estadounidenses, un dato que podría explicarlo es que cerca del 75% de los policías en toda la Unión Americana son blancos.

Lo que le pasó a Giovanni López muestra uno de los rostros más representativos, acabados y lamentables de las policías mexicanas, sin importar si son estatales o municipales. La actuación de los cuerpos de seguridad en las manifestaciones de Guadalajara y la Ciudad de México confirma el no cumplimiento de los protocolos, independientemente de todas las provocaciones que se presentaron, las cuales no le quitan valor alguno a la protesta y al sentido de ella.

El asesinato de Giovanni lo conocimos gracias a las redes sociales, reiteramos con todo y que los hechos hayan sido hace más de un mes.

El imaginario colectivo sabe muy bien que la muerte de Giovanni no es ni casual ni es un incidente menor. Forma parte de la cotidianidad bajo la cual actúan en un buen número de casos las policías y también sabemos que lo que pasó le puede pasar auténticamente a cualquier persona.

No hay sexenio en que los gobiernos aseguren que van a cambiar la estructura y el actuar de los policías. En esta administración, de plano, el tema lo pasaron a un segundo plano. Se concentraron en la creación de la Guardia Nacional, la cual está formada fundamentalmente por soldados.

Está visto que al Presidente no le gustan las policías, porque considera que su estructura está marcada por la corrupción.

Estamos atrapados en la cotidianidad con los temas de seguridad. La policía ayuda poco o nada y no se ven salidas, porque la consolidación de la Guardia Nacional va a llevar su tiempo y se mueve todavía en los terrenos de la incertidumbre.

Fue Giovanni, pero pudo ser cualquiera.

RESQUICIOS.

El Presidente sigue jalando la liga. Están conmigo o están contra mí, no se puede interpretar de otra manera aquello de “no es tiempo de simulaciones o somos conservadores o somos liberales”.

LA JORNADA

DINERO

ENRIQUE GALVÁN OCHOA

Entre los acontecimientos de la semana pasada sobresale la operación Agave Azul, ejecutada por la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), a cargo de Santiago Nieto. Después de varias semanas de investigación, logró congelar casi 2 mil cuentas bancarias supuestamente ligadas al poderoso cártel Jalisco Nueva generación CJNG), un nuevo golpe a la organización criminal tras la extradición a Estados Unidos del número dos, Rubén Oseguera González, El Menchito, hijo de Rubén Oseguera Cervantes, El Mencho, líder y fundador del cártel. Por otro lado, el fin de semana hubo disturbios en Guadalajara por la muerte en Ixtlahuacán de los Membrillos de Giovanni López, un joven albañil a quien asesinaron policías locales por no traer cubrebocas. El homicidio ocurrió el 4 de mayo, pero el gobernador Enrique Alfaro no atendió los reclamos de la familia ni de grupos sociales. De esa falta de sensibilidad se generaron las manifestaciones. Primero, el mandatario jaliscience quiso atribuir su origen al gobierno federal, sin señalar directamente al presidente Andrés Manuel López Obrador, pero éste le pidió que si tiene pruebas las presente. No lo hizo. Luego culpó al crimen que se ha filtrado en las corporaciones policiacas. Aquí es donde podría haber una conexión con el congelamiento de cuentas bancarias del CJNG. ¿Sabe Alfaro de personas de su entorno que hayan sido afectadas por la acción de la UIF? Si es así, debería presentar una denuncia ante la Fiscalía General de la República. Embrollado en sus propias palabras, finalmente ha tenido que disculparse. Ofrezco una disculpa a nombre del gobierno del estado y a título personal, como siempre lo he hecho, de frente, por los hechos acontecidos el día de ayer afuera de la Fiscalía del Estado, en donde jóvenes fueron agredidos por policías ministeriales al estar expresando de manera libre sus ideas, dijo.

Banco Mundial

El crédito por mil millones de dólares que el Banco Mundial otorgó al gobierno de México no financiará el programa de respuesta del Covid-19, indicó en un comunicado la Secretaría de Hacienda. Este crédito no es adicional al techo de endeudamiento aprobado por el Congreso y se ubica dentro de los límites de endeudamiento externo autorizados para el gobierno federal en la Ley de Ingresos de la Federación 2020, precisó.

Foto

Ombudsman Social

Asunto: esos economistas

Después de leer tu columna del viernes sobre el desempleo en Estados Unidos, vi la noticia dada por el Departamento del Trabajo sobre la creación de 2.5 millones de empleos en mayo, cifra récord desde 1939. Nos ayudaría tu comentario.

Octavio Treviño/CDMX

R: Reproduje la información en el sentido de que había seguido creciendo el desempleo tal como apareció en dos medios financieros de prestigio: Bloomberg y Financial Times. Pero resultó equívoca. Luego de la corrección, Bloomberg publicó lo siguiente: “¿Cómo pudieron los economistas cometer un error tan grande? De los 78 economistas encuestados por Bloomberg, el pronóstico más optimista indicaba un descenso de 800 mil empleos. Sus estimaciones también esperaban que la tasa de desempleo se acercara a 20 por ciento –la más alta desde la Gran Depresión en la década de 1930– cuando en realidad disminuyó a 13.3”. El disparate me hace recordar uno de los más afamados chistes de su gremio: los economistas han predicho nueve de las últimas tres recesiones.

Twiteratti

Escribe @BernardoMasini

Datos para entender: el amor entre @EnriqueAlfaroR y @EnriqueKrauze se paga del erario jalisciense

LA JORNADA

ASTILLERO

JULIO HERNÁNDEZ

No pudo sostener Enrique Alfaro Ramírez el aire retador ni las decisiones rígidas que había asumido en cuanto a las medidas sanitarias relativas al Covid-19 y a su relación política con el Poder Ejecutivo federal.

Durante semanas, Alfaro, ingeniero civil con maestría en desarrollo urbano por El Colegio de México, pareció convertirse en la figura más recia y creciente de la oposición institucional al presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), mediante declaraciones tronantes (entre otras, de manera directa contra el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell), planteamientos controversiales (como la redefinición del pacto fiscal nacional) y un activismo opositor al obradorismo que lo llevó a ser la principal figura de una especie de sindicato de ocho gobernadores (a los siete originales, cifra que incluye a Alfaro, se ha sumado el de Guanajuato, quien asegura que representa el interés de otros mandatarios no morenistas del centro del país, que pronto se integrarán a este frente).

Nacido en Guadalajara y por cumplir 47 años el próximo domingo 20, Alfaro se tropezó políticamente con un cubrebocas. Es decir, con un episodio de brutalidad policiaca contra un albañil de 30 años de edad, Giovanni López, quien fue detenido con violencia por policías de uno de los 125 municipios de Jalisco, Ixtlahuacán de los Membrillos, ubicado a unos 45 minutos de Guadalajara y con poco más de 55 mil habitantes.

Acusado de no llevar cubrebocas, según las primeras declaraciones informales del caso y conforme a un video, Giovanni López apareció muerto horas después de haber quedado bajo control de los policías de un municipio constantemente señalado por hechos delictivos atribuibles al crimen organizado y su dominio del aparato de gobierno, en este caso a cargo del presidente municipal Eduardo Cervantes Aguilar, un priísta con varias acusaciones densas en su contra.

A un mes de los sucesos trágicos (del 4 de mayo al 4 de junio) y con la viva indignación mundial debido al asesinato por policías del afroestadunidense George Floyd en Minneapolis, Minne­sota, el caso Giovanni fue mostrado como una consecuencia de las políticas autoritarias que Alfaro desplegó de manera orgullosa para diferenciarse de las practicadas por el gobierno federal: cárcel a quienes no usaran cubrebocas en público, mano dura, implacable, presumía el político que ha pasado por los partidos Revolucionario Institucional, de la Revolución Democrática y, ahora, sin afiliación pero con absoluta inmersión y control, Movimiento Ciudadano, desde el cual ha considerado posible intentar una coalición de partidos que lo lance como candidato presidencial en 2024.

Alfaro, cuyo padre fue rector de la UdeG, no pudo zafarse del rol de político duro que había escogido para sí mismo. Frente a la primera protesta masiva, el jueves 4 fuera de Palacio de Gobierno, llegó al arrebato nocturno de conminar al Presidente de la República para que controlara a su gente y partido, Morena, en una virtual acusación de responsabilidad de Palacio Nacional, o sus sótanos del poder, respecto a los actos violentos que iniciaban. A la mañana siguiente, matizó sus palabras y trató de zafar a AMLO del escenario.

El viernes 4 fue la noche triste de Alfaro. Policías de civil, con palos y bates, amagaron, detuvieron, secuestraron y golpearon a decenas de jóvenes que pretendían manifestarse afuera de la Fiscalía General del estado. Las escenas fueron terribles, al estilo diazordacista o del halconazo de 1971. Todo ello prendió en las redes sociales, motivó más marchas de protesta y generó indignación nacional.

Al siguiente día, un debilitado gobernador retiró las acusaciones contra todos los encarcelados, para que salieran libres, aseguró que había comprobado que todos los desaparecidos estaban en sus domicilios, se declaró apenado y avergonzado por los hechos y aceptó que la acción policiaca represiva pudo haber obedecido a instrucciones o intereses de otra índole, como el crimen organizado. ¡Hasta mañana!

EL ECONOMISTA

SALUD Y NEGOCIOS

MARIBEL RAMÍREZ CORONEL

De proyecciones y estimaciones sobre muertes por Covid

Las distintas proyecciones sobre el daño que nos hará el coronavirus en México, en particular en el aspecto más doloroso -en número de muertes-, evidencian que no tenemos idea del momento en que estamos en la pandemia ni para cuándo es factible esperar un punto de inflexión y empiece ya a ceder.

Lo más preocupante es que las propias autoridades de la Secretaría de Salud tampoco lo tienen dilucidado. Ello es notorio con las estimaciones del propio vocero, ubicado como máximo responsable del manejo en esta pandemia, el subsecretario Hugo López-Gatell, pues al paso de la epidemia las ha ido cambiando. En abril calculó que el Covid-19 le generaría a México entre 6,000 y 8,000 muertes; luego en mayo aumentó la cifra: en su comparecencia ante senadores calculó que serían 30,000. La última fue la semana pasada ante diputados; les dijo podrían ser 35,000 “y en un escenario muy catastrófico llegar hasta 60,000” las muertes lamentables de mexicanos por esta pandemia.

Hace unos días el subsecretario mostró molestia porque los medios no le entienden que el número de muertes reportadas cada día no es el mismo de las que suceden. Pero hay que decir que no sólo los medios han seguido diariamente sus reportes; también una significativa proporción de la población -por cierto, cada vez menor- incluida una amplia comunidad de matemáticos, científicos y diversos especialistas que critican la falta de claridad en los datos y sobretodo en que no ha terminado de dejar claros los criterios en que se basa.

No se entiende que esté dando estimaciones de muertes y menos que las esté cambiando conforme pasan las semanas.

El hecho de que aún no hayamos llegado a las 1,000 muertes en un día -aun cuando el reporte diario así lo reflejó- no significa que no vayamos a llegar. Conforme va el ritmo de la epidemia -las cifras de contagios y daños sigue en ascenso- se perfila que los contagios continúen subiendo en los siguientes dos meses.

El IHME proyecta una curva creciente de la pandemia en México que no cederá ni en junio ni en julio; calculan los científicos de la Universidad de Washington -donde está el IHME- que el último día de julio México registrará 1,000 muertes diarias sin que aún cedan las cifras o, digamos, sin esperar que la curva deje de ascender. De ahí que el IHME calcula que el país alcance 52,000 fallecimientos Covid para el 4 de agosto.

Pero si las vemos exageradas, pues se quedan cortas con las proyecciones del científico Youyang Gu, del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT) cuyo modelo calcula 84,000 muertes Covid en México para el 1 de septiembre. Y viéndolo bien, no están tan alejadas de las del IHME considerando que la estimación de Gu es de un mes adelante. Sin embargo, con todo y el terrible sentir que nos dejan tales proyecciones, hay que decir también que no somos los más mal parados en letalidad del Covid en Latinoamérica. Conforme el modelo del IHME, viendo la mortalidad proporcionalmente, es decir número de muertes por 100,000 habitantes, son Bolivia y Brasil quienes registran los peores números. Aun así es innegable, como lo han repetido las autoridades, que nuestros elevados índices de enfermedades crónico degenerativas como diabetes, hipertensión arterial y obesidad sí han impulsado al alza la letalidad del virus epidémico dado que hacen más factible que un contagio se vuelva complicado y con mayor probabilidad de muerte; y por lo mismo las edades de quienes mueren en México son décadas más jóvenes que las registradas en otros países.

Por último, otro factor que no se ha medido pero que seguramente en el futuro se irá conociendo es la capacidad de respuesta en nuestros hospitales y que seguramente también inciden en la mortalidad Covid, no tanto por la capacidad de infraestructura como ventiladores, sino por la capacitación adecuada de los médicos y demás profesionales de salud que les ha tocado estar atendiendo.

EL UNIVERSAL

BAJO RESERVA

Un priista defiende a AMLO

Ayer en Veracruz, durante la rehabilitación de la vía del Tren del Istmo de Tehuantepec, el gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat (PRI), salió en defensa del presidente Andrés Manuel López Obrador y pidió a los gobernadores cerrar filas con el titular del Ejecutivo al señalar que es tiempo de solidaridad fuera de mezquindades. Nos dicen que lo que más llamó la atención es que fue un mandatario del PRI quien envió dicho mensaje, luego del choque de declaraciones entre el Jefe del Ejecutivo y el Gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, quien responsabilizó a Morena, al gobierno federal y al Presidente por su la presunta autoría de los actos vandálicos en Guadalajara. Uno de los gobernadores que en mayores ocasiones ha recibido la visita de presidente López Obrador en su estado, ha sido Murat, quien al parecer ha logrado construir una sólida relación con AMLO.

Alfaro, banderazo a gobernadores

A un año de las elecciones federales del domingo 6 de junio de 2021 hay muchas razones para festejar en la 4T, pues el presidente Andrés Manuel López Obrador mantiene en todas las encuestas niveles aprobatorios a su gestión. En cambio, la oposición sigue sin levantarse de la lona, e incluso pierde espacios en el Congreso. En el horizonte no hay quien le dispute reflectores y protagonismo, aunque algunos consideran que el duelo de dimes y diretes de este fin de semana entre el mandatario y el gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, pudo ser el inicio de una oposición política al Presidente y a la autollamada 4T. La actitud de Alfaro, nos dicen, podría ser considerada un banderazo de salida, tratada de emular por algunos otros mandatarios de oposición que también buscan hacer su lucha para competir en 2024.

Regaño a la Comisión de Víctimas

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) celebró, ayer domingo, 30 años de existencia y, de acuerdo con su titular, Rosario Piedra, el organismo está en plena renovación. Además de presumir que durante la pandemia por el Covid-19 la comisión ha recibido más de 50 quejas semanales relacionadas con la enfermedad, aprovechó para recordar que es apremiante la necesidad de hacer que sus recomendaciones sean vinculantes. Lo que no queda claro es, si como parte de esa renovación, la CNDH cambiará de actitud, pues en lugar de solidarizarse con la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, ante el recorte presupuestal que le impuso la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, arremetió contra la dependencia y la llamó a seguir trabajando con los recursos que le queden.

La guerra del cemento

Luego de que circularon versiones que el director general de la Cooperativa Cruz Azul, Guillermo Álvarez, estaba prófugo anoche se difundió un video en el que asegura que está en marcha su estrategia jurídica para deslindar responsabilidades ante las autoridades que las acusaciones, luego de que se conoció que la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda investiga presuntos desvíos de recursos por más de mil 300 millones de pesos en transferencias internacionales de La Cooperativa, y una presunta facturación apócrifa, por más de 300 millones, según reveló el titular de la UIF, Santiago Nieto. Según la directiva, asegura que se trata de un nuevo capítulo de una guerra por el control de la Cooperativa y que demostrarán a las autoridades que no existen irregularidades, al tiempo que pondrán en la mira de las mismas a decenas distribuidores de cemento que se volvieron millonarios y que aseguran están patrocinando esta ofensiva. Está en marcha la guerra del cemento.

EL UNIVERSAL

EL CABALLITO

Sudan frío en la CDMX

Donde sudaron frío fue en las secretarías de Gobierno y de Seguridad Ciudadana, que encabezan Rosa Icela Rodríguez y Omar García Harfuch, respectivamente, por la manifestación a la que se convocó ayer por la agresión que sufrió la joven Melanie de 16 años a manos de policías. Nos dicen que había mucha preocupación porque las cosas se salieran de control de nuevo, por lo que en esta ocasión destinaron a 400 uniformados para contener la situación y con la orden tajante de que no hubiera una nueva agresión. Al final, la protesta congregó a decenas de mujeres que tras lanzar consignas se retiraron sin problemas. El caso de la menor de edad cimbró al gabinete de Seguridad, nos comentan.

Las investigaciones del IECM

Ahora sí se le juntó la chamba a la Oficialía del Instituto Electoral de la Ciudad de México (IECM), con las tres nuevas carpetas de investigación que abrió por presuntos actos anticipados de campaña. En esta ocasión, las investigaciones son en contra de Carlos Alberto Ulloa Pérez, secretario particular de la mandataria capitalina, y los diputados locales de Morena Gabriel Osorio Hernández y María Guadalupe Chavira, quienes aparecieron en un video entregando despensas en la alcaldía de Tlalpan. Ya son varias las denuncias que tiene el IECM en investigación, por lo que la gran pregunta es: ¿cuándo aplicará las sanciones correspondientes?

En el Edomex sigue el semáforo en rojo

El Estado de México inicia esta semana en semáforo rojo en sus cuatro regiones (Valle de México, de Toluca, zona sur y norte), por lo que el llamado de las autoridades a los mexiquenses es a permanecer en casa. Nos comentan que en la entidad más poblada del país existe la seguridad de que no habrá cambio alguno de color del semáforo hasta disminuir el índice de contagios, según la instrucción que dio el gobernador Alfredo del Mazo. Nos refieren que la apertura de las actividades económicas será ordenada, por lo que sólo abrirá 30% de la industria manufacturera, comercios, espacios para la venta de alimentos, servicios de hospedaje, así como centros y plazas comerciales, pero en su momento.

MILENIO

TRASCENDIÓ

Que en el Congreso no hallan la solución al dilema de reiniciar las sesiones presenciales o mantener el trabajo por videoconferencia. En la Cámara de Diputados, la Mesa Directiva, encabezada por Laura Rojas, y la Junta de Coordinación Política, presidida por Mario Delgado, están ceñidas a la recomendación del subsecretario Hugo López-Gatell de regresar cuando el semáforo cambie de rojo a naranja, algo poco probable en estos días. No obstante, en la cancha del Senado, el líder de Morena, Ricardo Monreal, insiste en celebrar un periodo extraordinario de sesiones durante la tercera semana de este mes para armonizar las seis leyes que darán plena vigencia al T-MEC a partir del 1 de julio. Vaya que la realidad es terca.

Que el Gobierno de CdMx, encabezado por Claudia Sheinbaum, reaccionó pronto y en menos de 48 horas hizo posible que los dos policías que atacaron a Melanie, la joven de 16 que se manifestaba el viernes pasado precisamente contra la brutalidad policiaca, fueran trasladados al Reclusorio Sur y será hasta el jueves cuando se defina si se les vincula a proceso. Sin embargo, el tema no queda ahí. Para este lunes se tiene programada una nueva marcha encabezada, entre otros, por colectivos de la comunidad LGBT+, anarquistas y antifascistas para exigir castigo para los uniformados con historial violento. La semana viene brava.

Que Diego Ruiz, abogado de Billy Álvarez, asegura que Alfredo Álvarez, hermano de su cliente, nada relevante aportó al MP sobre la investigación de la UIF, que encabeza Santiago Nieto, por los supuestos desvíos millonarios y lavado, y solo ve una maniobra de la disidencia en la guerra por el control de la Cooperativa la Cruz Azul. Por cierto, sobre la versión de un sobreprecio de cinco jugadores de la Máquina, hoy habrá novedades

EXCÉLSIOR

1. Ocurrencias inviables. La titular de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos ha sido prácticamente invisible en los meses que lleva de gestión. Y, por si fuera poco, ahora la presidenta de la CNDH, Rosario Piedra Ibarra, propone transformar la institución en una “procuraduría de pobres”. Expuso que con una reforma constitucional al artículo 102, apartado B, de la Carta Magna, solicitará que sus recomendaciones sean vinculantes. En un pronunciamiento con motivo de los 30 años de este organismo autónomo nacional. Para justificar su “iniciativa” se remitió a 1947, cuando se aprobó “la propuesta humanista de Ponciano Arriaga para crear la Procuraduría de Pobres, que tenía el propósito de proteger a los desfavorecidos”. ¿Y se compara? Si lo que ha hecho hasta el momento es un fracaso. ¿Y ahora esto?

2. Incógnitas. Detrás de las acusaciones en contra de Guillermo Álvarez Cuevas, por supuestas irregularidades, hay mucho más de fondo: la guerra por el control de la Cooperativa Cruz Azul y del negocio del cemento. El cuestionamiento que se hacen en Gran Sur, sede de las oficinas generales, es, ¿quiénes financian la campaña de desprestigio en contra de Álvarez Cuevas? Una semana después de que se revelara la investigación de la Unidad de Inteligencia Financiera, la cooperativa publicó un comunicado en el cual rechazó “las acciones de difamación, daño moral y perjuicio” por parte de los disidentes. Las pistas apuntan al ahora disidente Víctor Manuel Velázquez, exdirector comercial que hizo millonarios a decenas de distribuidores de cemento. ¿Quién quiere limpiar la mesa antes de que avancen las investigaciones de la UIF?, ¿quién atiza el fuego?

3. Trabajo incansable. Zoé Robledo, el director general del Instituto Mexicano del Seguro Social, se contagió de covid-19. Luego de que el 6 de junio presentara síntomas, el funcionario federal se realizó la prueba, la cual resultó positiva. A través de su cuenta de Twitter confirmó que se infectó del virus SARS-CoV-2, pero añadió que trabajará a distancia. “Quiero informar que hoy resulté positivo a #COVID19. Permaneceré trabajando a distancia, coordinando las labores a mi cargo y siguiendo puntualmente las indicaciones de l@s extraordinarios médicos de @Tu_IMSS. Se mantiene vigilancia epidemiológica del caso y de mis contactos”, escribió. Su incansable labor vaya que le trajo consecuencias, pero, como menciona, seguirá al pie del cañón desde casa. Bien.

4. Segundas partes nunca fueron mejores. Con todo el optimismo, Margarita Zavala se dice lista para competir en los comicios de 2021. Pero se adelanta la esposa del expresidente Felipe Calderón, pues el INE decidirá a fines de agosto qué organizaciones lograron cumplir los requisitos para conformarse como nuevos partidos. Zavala, fundadora de México Libre, aseguró que “construiremos un México con Estado constitucional y democrático de derecho, con igualdad de oportunidades y justicia en la libertad, en donde exista una economía competitiva y solidaria basada en un modelo de desarrollo sustentable”. De 2006 a 2012 las urnas le dieron a su marido y al PAN la oportunidad y la desaprovecharon. ¿De verdad piensan que pueden ofrecer un nuevo panorama? Haciendo cuentas, su México Libre tiene más detractores que militantes. Y así va a estar difícil…

5. Palabra cumplida. La determinación de Claudia Sheinbaum, jefa de Gobierno de la capital, de no permitir abusos policiacos no es sólo parte de un discurso. Más rápido de lo que se hubiese pensado, el Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México informó que un juez de Control impuso la medida cautelar de prisión preventiva justificada a dos policías de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, a quienes el MP les imputó el delito de abuso de autoridad, ocurrido el pasado viernes en calles de Polanco, al patear a una mujer que participaba en una protesta. Los policías fueron llevados al Reclusorio Sur, donde cumplirán la medida cautelar de prisión preventiva justificada. Sheinbaum actúa como deben hacerlo los gobernantes: anteponiéndolo todo a favor de la ciudadanía. Eso es todo.

EL FINANCIERO

ESTRICTAMENTE PERSONAL

RAYMUNDO RIVA PALACIO

Anarquía a la mexicana

El tigre ya se soltó. No es el “México bronco” del que habló Jesús Reyes Heroles como secretario de Gobernación en el 61 aniversario de la Revolución Mexicana, en 1978, cuando dijo que la única vía para ejercer la justicia en México era completar la democracia política con la democracia social, y que no habría que despertar. Parece ser el tigre que representa las tácticas políticas y electorales del presidente Andrés Manuel López Obrador, confrontación permanente y división, que ante la falta de acotamientos a la violencia retórica, se ha trasladado a las calles.

Por ahora, en Guadalajara y la Ciudad de México, donde la democracia social, pregonada por López Obrador, se quiere imponer a la democracia política. Las fronteras están claras. La radicalización es lo que viene.

López Obrador se enfrentó con el gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, quien lo acusó de estar atrás del vandalismo del jueves en Guadalajara, tras socializarse la muerte del joven Giovanni, por parte de la policía. Alfaro dijo tener evidencias de ello, pero no las reveló. A lo que se refería, según una cuenta en Twitter que lo apoya, @LeonEconomista, fueron Alejandro Puerto, @ea_puerto, fundador de Morena en Jalisco, y Sofía Lameiro, @sofianosabia, militante de Morena, quienes incitaron a la violencia, lo que el primero niega. @LeonEconomista también publicó pantallazos @MorenaJalB3, que había publicado dos mensajes previos al ataque al Palacio de Gobierno en Guadalajara:

* “Hoy se dio a conocer a través del portal de noticias LatinUS que un policía municipal de Ixtlahuacán de los Membrillos asesinó a alguien extrajudicialmente, por no usar cubrebocas. Eso lo tenemos que aprovechar para posicionar en Twitter los HT: #AlfaroAsesino.

* “En los tuits no mencionen que el responsable fue un policía municipal, hagan énfasis en que se trató de la policía estatal. También aprovechemos el tema del ‘cubrebocas’, recordemos que Alfaro lo hizo de uso obligatorio. Por lo que es importante que también mencionen… que fue una medida autoritaria y provocó la muerte de Giovanni”.

La batalla en redes entre los equipos de López Obrador y Alfaro ha sido intensa. @LeonEconomista mostró fotografías de los que llamó “porros”, con la imagen de uno de los que supuestamente participó en la movilización contra la cervecera Constellation Brands en Mexicali, frente al portón del vandalizado Palacio de Gobierno. El ataque nacional contra Alfaro cayó en @Navegaciones, la cuenta de Pedro Miguel, a quien el Presidente identificó como uno de los periodistas que apoyan su proyecto, y el videógrafo, Epigmenio Ibarra.

La confrontación digital se trasladó a las calles. En la Ciudad de México se prolongó el viernes, aparentemente con el pretexto de una manifestación contra el asesinato de George Floyd, frente a la Embajada de Estados Unidos, que se movió a la representación del gobierno de Jalisco en Polanco. Ahí se desveló la verdadera naturaleza de la acción. Comenzaron a pintar fachadas y romper vidrios en edificios y comercios en esa colonia, focalizando en las avenidas Rubén Darío y Campos Elíseos, donde también viven y tienen negocios inmobiliarios algunos colaboradores cercanos al Presidente.

Lo que se ha vivido en esas dos ciudades es una anarquía, pero en su perfil polisémico, que describe un caos político –como usualmente se emplea–, y como forma de gobierno. ¿Es lo que estamos viendo pasar frente a nuestros ojos? Ciertamente no fue un caos político, porque no fue una acción desbordada –como en las protestas en Estados Unidos–, sino una acción dirigida contra objetivos específicos: Alfaro, el gobernador más contestatario frente a López Obrador, y contra propiedades en zonas de alto ingreso, que el Presidente llama adversarios, enemigos, y corruptos que se oponen a él porque quieren mantener los privilegios del pasado.

Bajo esta categoría de anarquía, lo que sucedió la semana pasada cobra más sentido. Políticamente se aprovechó una muy tardía reacción de Alfaro para responder por la muerte de Giovanni, que permeó la idea de impunidad. El vacío de autoridad que dejó su mutismo inexplicable, creó las condiciones para la inestabilidad política. ¿Por qué también en la Ciudad de México, gobernada por Claudia Sheinbaum, en lo alto de la lista del Presidente para sucederlo en 2024? ¿Para justificar que no se trataba de algo político-electoral y era espontáneo? ¿O acaso, el tigre con el que amenazó López Obrador a los banqueros durante la campaña presidencial, se le empieza a ir de las manos? Si uno revisa la frase sabatina del Presidente, totalmente maniquea, quien no está por su transformación, está contra la transformación, todo lo tiene bajo control, en su estrategia de radicalización.

La violencia también sirvió para desviar la atención del descontrol que se tiene sobre el manejo del Covid-19 y el desastre de los datos y proyecciones, que han ido restando aceleradamente autoridad a quien debía de generar la confianza, el zar del coronavirus, Hugo López-Gatell.

Durante 72 horas se logró el propósito, deliberado o inopinado, pero la pandemia sigue avanzando y aplastará cualquier intento de cambiar el foco de interés público, porque los contagios y las muertes siempre serán más poderosos que la política electorera.

Sin embargo, la violencia político-electoral se mantendrá y se va a enrarecer. Una decena de gobernadores –la tercera parte del país- expresó su apoyo a Alfaro, en lo que se prevé una línea continua de enfrentamiento con el Presidente. Estos choques se incrementarán en la medida que se acerquen las elecciones intermedias del próximo año, y probablemente habrá más actos de violencia con el aval de López Obrador, quien con su silencio ante ese tipo de agresiones, irá dividiendo más al país y confrontándolo. No falta mucho para que los asuntos públicos se diriman violentamente en las calles, de no hacer algo todos los gobernantes por impedirlo, y evitan que esta nación quede dividida en dos partes irreconciliables.

EL FINANCIERO

USO RAZÓN

PABLO HIRIART

El promotor de la violencia

El jueves en Guadalajara comenzó la descomposición violenta del país. Violencia política y criminal. No va a ser nada fácil para la oposición quitarle el poder a la 4T.

Obviamente coordinadas por manos obscuras del poder estuvieron el asalto al Palacio de Gobierno en Jalisco y la agresión a edificios particulares, coches y tiendas en Polanco, en la Ciudad de México.

Se les va a salir de las manos el clima de violencia que de manera verbal y física alientan el Presidente de la República y los operadores de Morena.

La muerte de Giovanni López fue un crimen perpetrado por policías municipales se Ixtlahuacán de los Membrillos hace poco más de un mes, y sus autores están siendo detenidos y procesados.

Pero el gobierno federal, su partido y su maquinaria de propaganda han hecho una campaña para desestabilizar con violencia al más importante líder de oposición, que podría unir al PAN, al PRI y demás fuerzas contrarias al gobierno de López Obrador.

Había otro antes que él, pero ya no está: Rafael Moreno Valle.

Manos de Morena y sus peligrosos aliados están en lo ocurrido en Guadalajara y en Polanco. Jueves y viernes.

Esas coincidencias en política no existen. Además, por las fotos, pintas, videos y declaraciones públicas se les reconoce.

Hoy en El Financiero se publican algunos nombres y grupos. Faltan los aliados criminales, pero son del dominio público.

A Enrique Alfaro le mandaron agitadores profesionales a incendiar la calle, que lo mismo aparecen en la capital jalisciense por “la muerte Giovanni”, que organizan mítines en Mexicali para cerrar una fábrica de cerveza a punto de inaugurarse.

¿A poco ellos se pagan el boleto de un lugar a otro, estancia, alimentos y movilización?

Y gastan sus ahorros porque creen que el gobernador Alfaro es culpable de un crimen cometido por agentes municipales de Ixtlahuacán de los Membrillos.

¿Van espontáneamente a Baja California a agitar porque piensan que Constellations Brands puede limitar el flujo de agua a algunas colonias de Mexicali?

No señor, así no es.

México es empujado hacia una inmensa efusión de odio alentada por López Obrador con su golpeteo cotidiano a “los ricos”, “los conservadores”, algunos medios, y a periodistas que son “voceros de los privilegiados”.

Si la economía, la salud y la seguridad van en picada, es culpa de los malvados que señala el Presidente.

Ese odio que comienza a derivar en violencia política, se promueve y potencializa desde las sofisticadas estructuras en redes sociales armadas en el entorno presidencial (ver reportaje de Neldy San Martín en Proceso de esta semana).

Como el gobierno no sabe qué hacer con el país que se le desbarata entre las manos, a pesar de tener todo el poder y el apoyo para hacer los cambios anhelados por la mayoría, recurren a la promoción de la violencia.

AMLO lo hace con agresividad verbal, lo que se traduce en violencia.

¿Vieron las pintas en Polanco, cuando los encapuchados rompieron cristales, coches y fachadas de casas y edificios?

Eran contra “los blancos” de esos barrios. Odio a “la burguesía”. “Para que haya un rico se necesitan mil pobres”. Mueran los ricos. El Presidente dice que no sabe qué hacer con ellos.

Como dijo Héctor Aguilar Camín, a los “ricos” ya les debería caer el veinte que primero los van a usar, luego los van a expropiar y después los van a desaparecer.

Pero antes, agrego yo, los van insultar y agredir sus domicilios y propiedades. Están siendo apestados en su propia tierra.

Es la “revolución” de la que habla el Presidente en su entrevista con Epigmenio Ibarra. Ya empezamos a ver que “México habrá de vivir días y meses estremecedores y luminosos, en que los ojos del mundo voltearán a vernos”, como dijo el director de Argos, al cabo de la conversación en Palacio.

Ante el fracaso de su gobierno, consciente o inconscientemente AMLO nos empuja a la violencia.

No corrige nada y sus radicales, apóstoles de la moral pública, juegan con bombas y queman policías, destazan en cartones la honorabilidad de un líder opositor (Alfaro), mueven a sus camisas pardas para amedrentar a los “blanquitos” con una tarde de cristales rotos en Polanco.

La descomposición se da en medio de una pandemia en que el gobierno ha mentido hasta la saciedad. Primero dijo que no iba a pasar nada porque no llegaba ni a influenza. Luego que morirían entre cinco mil y máximo seis mil personas. Después, que treinta mil. Dos días después, 35 mil. El reciente jueves, que 60 mil.

No tienen la menor idea.

Estamos absolutamente desamparados.

Igual que en economía. Cero. No dan una.

Culpan de los malos servicios de salud al doctor José Narro, un brillante médico, honesto, un lujo de servidor público al que la SFP pidió auditar sus cuentas y bienes, así como los de su esposa.

Además de ineptos, son gente mala.

Culpan al doctor Julio Frenk, autoridad mundial en su área de conocimiento, creador del Seguro Popular, perfeccionado luego por la doctora Mercedes Juan, que cerró las rendijas a la corrupción. Por eso no han encontrado nada qué castigar.

Ahora empezamos a ver violencia inducida, controlada, pero se les saldrá de las manos cuando se le acaben los ahorros a los 12 millones 500 mil mexicanos que perdieron sus trabajos y sus ingresos en abril (INEGI).

Y cuando llegue el hambre a 10 millones de personas que pasarán a pobreza alimentaria este año (Coneval), por culpa del gobierno que no hizo ningún plan de defensa del empleo.

Había mil alternativas. La propuesta más reciente: que el gobierno ponga un tercio del sueldo, el empleador otro tercio, y el trabajador acepte una reducción de un tercio de sus ingresos. Nada. El dinero se va al tren, a Pemex, la refinería.

La frustración por las expectativas no cumplidas por un candidato que prometió bienestar para todos y provoca muerte, desempleo y hambre en amplios segmentos de la población, que no la conocían, harán que se desborde en brotes de violencia.

Y no necesariamente contra el gobierno, sino hacia quien se ponga enfrente. Los “ricos”, los “conservadores”, y los periodistas “voceros de la mafia” primero.

No hay escapatoria a las penurias que nos esperan. En esa espiral entramos el jueves en Guadalajara.

El peor error y el más dañino para México sería que algunos respondieran con violencia a la violencia.

Frente a ello las únicas herramientas son la democracia y la palabra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.